ON WHOSAY SINCE: Aug 8, 2012
More About Me

Latonería y pintura Gracias a los mejores @armandeussunnyisles @SalonArmandeus

17w

Al fin tengo pestañas otra vez!!! Una de los trucos de maquillaje que mejor hacen lucir los ojos son unas pestañas oscuras y tupidas. No importa el tamaño o la forma de tus ojos, unas buenas pestañas siempre te van a sentar bien. Esos ojos de cine en las revistas, anuncios publicitarios (o incluso en la primera dama del país, Michele Obama) siempre cuentan con unas largas, vistosas y tupidas pestañas. Y por supuesto, la gran mayoría de estas pestañas no son reales. Hay varios tipos de pestañas “prestadas”. Extensiones: Aunque llevan bastante tiempo usándose, parece que ahora están recibiendo más publicidad. Las extensiones son pestañas individuales que se pegan una a una a tus pestañas reales por medio de un pegamento quirúrgico, alargando su longitud y espesor. Hay varios tipos de longitudes y suelen durar unas 4 ó 5 semanas. Se caen cuando se cae tu pestaña natural. Así es cómo se ven las extensiones. Las ventajas: el efecto es divino, tus pestañas se ven el doble de largas y tupidas en tan sólo una sesión. Si están bien puestas, no se nota nada que son extensiones y quedan espectaculares. Los inconvenientes: no es un procedimiento barato. La sesión de colocación inicial puede variar entre 150 y 300 dólares y cada sesión de relleno, entre 50 ó 90 ó más. Tienes que cuidarlas un poco, evitar el desmaquillarte con aceites y los baños de vapor. Un especial problema que presentan es que hacen que tu pestaña natural se caiga antes por el peso extra de esta pestaña añadida. Si las llevas durante muchos meses, tus propias pestañas pueden reducirse por un tiempo. Este método es ideal para una boda o un evento en el que quieras lucir muy bien sin llevar pestañas postizas o preocuparte tanto del maquillaje ese día. Pestañas postizas: Las de toda la vida, aunque ahora con pegamentos mejores y todo tipo de formas. Las ventajas son precisamente que no son permanentes y puedes deshacerte de ellas en cuanto quieras. Te dan un look instantáneo de super pestañas por un precio razonable. Los precios varían mucho, dependiendo de la calidad, pero puedes encontrarlas casi en cualquier lado por menos de 5 dólares. Los inconvenientes están en la aplicación… y en la duración. Es difícil ponérselas en su sitio, si es la primera vez que lo haces y como se ponen al final del maquillaje, te lo pueden fastidiar. Un truco es aplicar encima un eyeliner negro líquido para disimular los pequeños errores en la aplicación. Otro problema es que el pegamento puede producir irritación en la piel y no olvidemos que… ¡puedes perder una! Si dejamos el apartado de los postizos tenemos otras dos opciones: productos para hacerlas crecer y máscara (rímel o pestañina). Latisse. Hay cientos de productos en el mercado que aseguran que vas a tener pestañas kilométricas con sólo oler su producto, pero en realidad, hay pocos que consigan un crecimiento apreciable. Uno de ellos es un líquido que fue descubierto por casualidad. Las personas que tenían presión ocular y usaban cierto colirio descubrieron que sus pestañas estaban mucho más tupidas. Al investigar, descubrieron que uno de los componentes de ese colirio tenía efectivamente propiedades verdaderas para hacer crecer las pestañas. Aislaron ese componente y ahora se vende por separado. Se llama Latisse y la verdad que funciona. Doy fe. Se aplica todas las noches y al cabo de dos o tres semanas empezarás a ver resultados. Las ventajas: es un producto que ha sido aprobado para este uso con buenos resultados (aunque nunca está de más consultar con tu médico por si acaso). Los resultados son bastante rápidos y se nota una diferencia grande. Los inconvenientes: a algunas personas les sale una raya oscura en el párpado después de tiempo aplicándose el producto. Hay personas a las que les irrita los ojos. Si tienes problemas oculares, puede que esto no sea una buena idea. Debes consultar siempre a tu oftalmólogo. Una caja que te puede durar unas 4 o 6 semanas puede estar alrededor de los 200 dólares, depende de dónde la compres. Y por último la máscara, rímel o pestañina de toda la vida. El amigo fiel con el que puedes contar en todo momento sin arruinarte. Con la máscara tienes que trabajar con lo que tienes: no hay mágicos aumentos de volumen o de extensión, aunque sí va a hacer que tus pestañas “se noten”. Hay muchísimas marcas en el mercado y es cuestión de experimentar. Cada uno tiene sus favoritas, pero a mí me ha dado muy buen resultado la marca Maybelline que se llama The Colossal. ¿Cuáles son tus trucos para lucir pestañas?

18w

Mi mejor momento del día.

19w

Pasándola rico y acompañándote en tardes calientes por amor107.5 FM con @joseantonio107

19w

Camino a la radio. Que Rico es trabajar cuando se disfrutad lo que haces! #amor1075 #sustituta pero #agradecida y #feliz jajaj

19w

Ya estamos de vacaciones!!!! #Marc y su primera Navidad @ralphkinnard @pesglo_gloria @marckinnard

21w
Like us Follow
Join